Los seis «síntomas» para saber si trabaja de más

EL 60% DE LOS EMPLEADOS SIENTE QUE NO EQUILIBRA SU TIEMPO

Que los empleados logren equilibrar trabajo y vida personal es cada vez más relevante para la retención de talentos en las empresas. Seis de cada 10 trabajadores sienten que pasan más y más tiempo en su empleo, según una encuesta mundial.

5240da270b11bCuatro de cada 10 trabajadores pasa menos tiempo en su casa que antes, aseguran.

Los resultados surgen de un estudio elaborado por la empresa Regus, proveedora de soluciones para espacios de trabajo (oficinas salas de reuniones y de videoconferencias), al que accedió El País. Fueron consultados 26.000 profesionales en más de 90 países y a partir de sus respuestas se elaboró el índice de equilibrio entre el trabajo y la vida personal de 2013.

Ocho países de América Latina se posicionaron entre los primeros 10 puestos del ranking, por encima de países ricos como Estados Unidos, Francia y Japón. Uruguay fue incluido en el estudio, pero sus datos no se divulgan de forma desagregada ya que la cantidad de respuestas obtenidas no fue suficiente para ser representativa.

El índice global bajó frente a 2012, resultado que «pone en evidencia que los empleados «se están enfrentando a una creciente presión de trabajo», dice el estudio. El 42% de los trabajadores pasan menos tiempo en casa o con su familia que antes a causa del trabajo. A su vez, un 59% siente que pasa más y más tiempo en el trabajo.

«El mensaje para las empresas de todos los tamaños es: no hay que tardarse en ofrecer a los empleados la opción de controlar su horario laboral y elegir su ubicación de trabajo», dijo a El País Bernardo Fernandini, director de Regus para Argentina, Paraguay y Uruguay. Esto ha dado origen a políticas de trabajo flexible.

Por ejemplo, el 49% de los encuestados a nivel global dijo que los empleadores están aplicando más iniciativas para ayudar a sus empleados a reducir sus tiempos de desplazamiento. «Este es un porcentaje importante y más alto que el del año anterior», dijo Fernandini.

Síntomas.

La solución no tiene por qué ser cambiar de empleo. Basta con modificar los hábitos de trabajo. Junto al estudio, Regus brinda seis señales para que una persona advierta si está trabajando demasiado.

La primera, es cuando un trabajador está en su casa y al querer hacer una llamada marca un código para obtener tono, al igual que en su trabajo.

Otra, es cuando posee un «reloj biológico» que lo despierta los fines de semana muy temprano en la mañana, en un horario coincidente con el que suena la alarma del despertador el resto de la semana.

Un tercer «síntoma» es el aumento de peso. Regus señala que siete de cada 10 empleados que pasan más de cinco horas al día en un escritorio no tienen los niveles de actividad física recomendados y que «el 42% de los empleados de oficina han subido de peso en un año por comer en sus escritorios».

Conocer a los guardias de seguridad del turno de la noche es una cuarta señal, ya que seguramente el empleado se ha quedado trabajando hasta tarde muy seguido.

Un quinto aspecto son los dolores y molestias en hombros, dedos, muñecas y espalda, debido a pasar muchas horas frente a la computadora con malas posturas. Y cuando se trabaja en base a café o barras energéticas ricas en azúcar para obtener un «impulso extra» en la jornada, «tal vez esté haciendo más cosas de las que puede», advierte Regus.

Horario flexible productivo

«Con un 72% de las empresas a nivel global que sostienen que los horarios flexibles mejoran su productividad, los beneficios podrían extenderse más allá de solo la retención de talentos», dijo Bernardo Fernandini. Según el estudio de Regus, los jóvenes (78%) disfrutan más del trabajo que la generación de la posguerra (44%) y están más satisfechos con sus niveles de productividad (79% frente a 52%), debido que están más dispuestos a pedir prácticas de trabajo flexibles.

http://www.elpais.com.uy

A %d blogueros les gusta esto: